Atresmedia XMás sites

No Slo Manga

Leyendo:

Usan medusas vivas para adornar un árbol de Navidad

22/12/16 | +Asia

Una de las grandes tradiciones navideñas occidentales, al menos en España, es poner el árbol de Navidad con la familia. Tradicionalmente es habitual decorar un abeto con figuras de todo tipo, luces de colores y, por supuesto, una estrella en la parte superior que representa la fe que debe guiar la vida del cristiano, recordando la estrella de Belén. Es tradicional que el árbol se ponga en familia, siendo uno de los actos de la Navidad más deseados por los más pequeños de la casa.

Aunque, como hemos visto recientemente, la Navidad se celebra de forma muy diferente en Asia con respecto a Occidente, lo cierto es que ellos han adaptado muchas de nuestras tradiciones. Las luces de navidad y los adornos son, en China y Japón, toda una tradición. En China, por ejemplo, también cuelgan calcetines en las chimeneas y, en Japón, se pueden ver árboles de Navidad, especialmente en lugares públicos y en algunos recintos o negocios.

Sin embargo, como pasa con casi cualquier tradición o producto llevada de occidente a Oriente, los árboles japoneses se han adaptado y pueden ser muy particulares. Aquí es tradicional adornarlos con bolas de navidad que simbolizan los dones de Dios a los hombres, y con lazos, que representan la unión de las familias. Obviamente, con el tiempo, han ido apareciendo adornos de todo tipo: campanas, bastoncillos, chocolates, personajes, etc. Sin embargo, hasta el momento, nunca habíamos visto animales de verdad decorando el árbol.

Árbol de Navidad - Acuario Nagisa/Asahi
Árbol de Navidad – Acuario Nagisa/Asahi

Y no, como en Japón siempre hacen todo a lo grande, no hablamos de que hayan colocado al canario o periquito de turno en el árbol de navidad. Tampoco lo han llenado de ciervos volantes y otro tipo de escarabajos. Probablemente el árbol de Navidad más peculiar del país del sol naciente y del mundo, en la actualidad, sea el árbol decorado con medusas vivas. Sí, medusas, esos seres que viven en el agua y que atemorizan a los bañistas cuando están de vacaciones en la playa -la picadura de algunas medusas es mortal de necesidad-.

En la Prefectura de Yamaguchi, en uno de sus árboles de Navidad, se han cambiado este año las chucherías para los niños, por medusas vivas. Esperemos que ninguno decida probarlas… Se trata del árbol de Navidad de 3 metros de altura del Acuario Nagisa, que lo adornan 15 bolas de cristal transparente. Estas esferas, que miden varios centímetros de diámetro, contienen agua en su interior y, lo que es más sorprendente, varios ejemplares de medusas de luna. La aurelia aurita es la medusa común, la que todos imagináis cuando pensáis en una medusa y, seguramente, la que habréis visto en más de una ocasión en la playa.

Obviamente son ejemplares pequeños. Estas medusas blanquecinas en las bolas del árbol miden entre 1 y 2.5 centímetros, y las bolas están adornadas con una pequeña luz azul que, sin duda, hace de las medusas animales más enigmáticos y bellos. Los responsables del acuerdo esperan que, con estos adornos, los niños que se acerquen al árbol aprendan qué es una medusa y se interesen por ellas y por otros animales marinos.

Las medusas han sido criadas por los miembros del personal del acuario después de que algunas fueran capturadas en un muelle cercano. Por supuesto, las bolas están cuidadas, y funcionan como peceras en miniatura. Se suministra oxígeno y alimento de forma constante, y las medusas se reemplazan de forma habitual.

Este árbol de medusas estará expuesto hasta el próximo 25 de diciembre. Como os hemos contado, los japoneses tardan muy poco en quitar la decoración navideña.

Quizás te interese:
Detenido el ladrón de pelo que asaltaba a sus víctimas tijera en mano
Así se vivió la gran final del campeonato de “Piedra, papel o tijera”

Encuentra más noticias de:

Comentarios

También te recomendamos

Formulario de registro