Atresmedia XMás sites

No Slo Manga

Leyendo:

Un oso ayuda a la policía a detener a tres peligrosos delincuentes

30/05/17 | +Asia

Aunque no es Japón un país demasiado problemático en lo relacionado a delitos graves, lo cierto es que en algunas ocasiones nos han llegado noticias de ciertos delitos “habituales” en el país del sol naciente, todos ellos relacionados con el fetichismo. Un claro ejemplo es el ladrón de bragas de adolescentes o el lamedor de pies en serie, ambos delincuentes bastante habituales del país.

Menos habitual es el caso que ha saltado a los medios nipones durante los últimos días. El pasado 23 de mayo, sobre las 2:50 horas de la tarde, tres hombres de edades comprendidas entre los 18 y los 22 años asaltaron una casa de Utsunomiya, ciudad capital de la prefectura de Tochigi. En la casa se encontraban dos ancianas de 75 años que residían en la vivienda, que se vieron sorprendidas por estos individuos.

Los delincuentes no dudaron en agredir a las ancianas, causándoles lesiones mientras aprovechaban para sustraer objetos de valor. Cuando la agresión y el asalto a la casa familiar llegó a su final, los tres ladrones se llevaron un caja fuerte con alrededor de 59.000 dólares en joyas de todo tipo, pertenecientes a las dos ancianas. Las autoridades fueron informadas del crimen e inmediatamente comenzaron la búsqueda de los delincuentes.

Ladrón - Pixabay

Estos fueron encontrados en Nikkō, una ciudad de Japón que se encuentra en las montañas de la prefectura de Tochigi, en la región de Kantō. Los delincuentes se encontraban ya a unos 50 kilómetros del lugar del crimen, así que habían elegido un objetivo lejano a su residencia. El vehículo fue localizado con los tres ladrones en su interior y, para evitar una posible fuga, el departamento de policía de Tochigi decidió darles persecución por tierra y por aire. Un helicóptero siguió todos los pasos de este vehículo durante la persecución policial en carretera.

Con el fin de despistar al helicóptero, los delincuentes detuvieron su vehículo en un túnel y escaparon a pie por medio del bosque. En esta situación y con la policía a cierta distancia, los delincuentes tenían muchas posibilidades de escapar de la situación ocultándose entre la maleza. Sin embargo, las autoridades recibieron una inesperada ayuda para localizar y detener a los peligrosos delincuentes.

Cuando los tres fugitivos escapaban por el bosque se encontraron, de pronto, frente a un gran oso. Mientras que los agresores no tuvieron escrúpulos en golpear a dos ancianas, se lo pensaron mejor a la hora de enfrentarse a un gran oso. Prefirieron pensar en sus vidas y salir corriendo en dirección opuesta al oso, es decir, en dirección hacia la policía que los perseguía. Se encontraron con una veintena de policías a pie que los perseguían y fueron trasladados a Utsunomiya bajo la custodia de la policía, donde actualmente se enfrentan a cargos de robo y asalto que pueden conducir a seis años de prisión.

Delincuente - Pixabay

Al parecer el oso simplemente volvió a entrar en el bosque cuando terminó la persecución, pero desde luego su inestimable ayuda ha sido protagonista en las redes sociales y en los medios de comunicación. “Es una situación que parece sacada de un manga”, comentaba un internauta nipón, mientras que otros aludían a algún tipo de ley de la naturaleza: “Eh, la policía debería simplemente dejar que la naturaleza siga su curso”. La gran mayoría, eso sí, apostaban por dar un premio al verdadero protagonista de la historia: “Ese oso se merece una medalla… o miel“.

Comentarios

También te recomendamos

Formulario de registro