Atresmedia XMás sites

No Slo Manga

Leyendo:

Te contamos por qué nunca debes entrar por la puerta trasera de tu casa

1/06/17 | +Asia

En la mayoría de los hogares este elemento de la casa pasa desapercibido, aunque lo usamos todos los días. En el día a día solemos valorar objetos materiales como el televisor, el ordenador o la cocina. Sin embargo, no prestamos tanta atención a otros elementos de la casa muy importantes. En este caso hablamos de la puerta. La puerta es un elemento esencial e importante en una casa, que suele usarse a diario o casi, y que tiene una función incluso cuando no hay nadie cerca. Seguro que podéis pasar una noche totalmente tranquila sin ver la televisión, pero… ¿cuántos de vosotros podríais pasar una noche sosegada sin la puerta principal de la casa?

En el Feng Shui la puerta delantera de la casa (que en la mayoría de veces es la que separa la vivienda de la calle o las zonas comunes de una comunidad) tiene una importancia muy elevada. Todos sabemos que una puerta, aunque no la valoremos cada día, nos protege y nos proporciona intimidad con el resto del mundo. Pero también hay más beneficios que en un principio no podemos ver o entender.

Puerta

En muchas casas actuales es habitual que se entre directamente a través del garaje, ya que suelen tener entradas directas a la viviendo. Digamos que estamos usando la “puerta trasera” para entrar en casa. Si bien esto es más cómodo, desde el punto de vista del Feng Shui puede limitar la buena energía y las oportunidades en tu vida. Es decir, podemos atraer a la mala suerte y dejar pasar oportunidades.

¿A qué es debido esto? En el Feng Shui la puerta de entrada representa cómo el chi o qí -principio activo que forma parte de todo ser vivo y que representa el “flujo vital de energía”- entra en tu casa y en tu vida. Un chi armonioso y en continua circulación mantiene la salud del cuerpo y de la psique en óptimas condiciones, atrayendo la buena salud y la suerte, mientras que una alteración en el circuito energético puede provocar enfermedades o atraer a la mala suerte. ¿La solución más sencilla? Empezar a utilizar la puerta delantera, aunque conlleve más trabajo.

¿Qué es el feng shui?

Puerta

El feng shui es un antiguo sistema de filosofía de origen chino, basado en la armonía del espacio, que bien tratado proporcionará una influencia positiva a todo aquello que se encuentre en él. Se trata de una parte del llamado shenmiwenhua -conocimiento misterioso- que trata temas místicos, secretos e imposibles de ver. Este territorio se sitúa en dos mundos, el visible y físico, la tierra y el desconocido e invisible, el cielo.

En el feng shui la forma de las montañas, los ríos, las estructuras de los edificios y residencias, la ubicación de las habitaciones de casa… son claves para una vida saludable. Este sistema se basa en la creencia de una energía vital o chi, cuyo flujo determinará nuestro estado de salud, y que puede ser modificado por la forma, distribución y orientación de los objetos de, por ejemplo, nuestra casa o habitación.

¿El feng shui tiene base científica?

El feng shui ha sido altamente criticado por varias organizaciones, sobre toda por aquellas dedicadas a investigar fenómenos paranormales. Para muchos, el feng shui es una antigua forma de engaño o superstición china, cuya efectividad se basa en creencias o suerte. ¿Tu qué crees, creencia mística en armonía con el cosmos o engaño milenario?

Tal vez te interese:
– Te contamos por qué no debes dormir mirando hacia la puerta
– 5 comportamientos que no debes tener mientras comes ramen en una cita
– Aka Manto, el motivo por el que nunca debes ir sola a los baños públicos

Comentarios

También te recomendamos

Formulario de registro