Atresmedia XMás sites

No Slo Manga

Leyendo:

Si no sabes papiroflexia nunca podrás ser cirujano en este país

25/11/16 | +Asia

¿Cómo es posible que una carrera tan importante, en donde se necesitan una media de entre 10 y 12 años de estudio y prácticas para convertirse en un profesional competitivo, dependa de una simple afición como la papiroflexia? Se trata de una de esas preguntas que tanto nos gustan, y que por supuesto tienen su respuesta en ese peculiar país que día a día nos sorprende y del que tanto hablamos, Japón.

En realidad, y dado que estamos hablando del país nipón, no se trata de papiroflexia, sino de origamis. Sí, básicamente es lo mismo, pero es importante conocer que en Japón al arte que consiste en el plegado de papel para realizar diferentes figuras, sin usar cortes o pegamento, se le denomina originalmente origami (折り紙). Es un arte natural de Japón, por lo que se trata de algo realmente importante en su cultura.

Origami - División de Formación Médica del Hospital de Kurashiki
Origami – División de Formación Médica del Hospital de Kurashiki

Muchos os preguntaréis qué relación existe entre doblar papel para hacer un animal, y operar a una persona en un quirófano. Aparentemente son dos cosas que no tienen ninguna relación, pero en la División de Formación Médica del Hospital de Kurashiki están directamente relacionadas. En ambos casos, tanto el que es un experto artesano de los origami, como el que opera en un quirófano, utilizan las manos para trabajar. Además, suelen ser profesionales con un don común: la precisión.

Los futuros cirujanos, que estudian una de las carreras médicas más difíciles y complicadas, deben tener un pulso y una práctica excelentes, para que en las operaciones no causen ningún daño adicional o innecesario al paciente. No son pocos los aficionados al origami que se dedican a crear las representaciones más pequeñas posibles, lo que requiere una buena precisión. Por este motivo los profesionales de la salud han decidido unir las dos “facetas”.

Origami - División de Formación Médica del Hospital de Kurashiki
Origami – División de Formación Médica del Hospital de Kurashiki

Durante sus años de carrera, los estudiantes de cirugía son sometidos a diversas pruebas, diseñadas para medir su precisión y habilidad con las manos. Principalmente deben manipular objetos pequeños bajo presión, y cumplir un conjunto de condiciones antes de un determinado tiempo. El objetivo es simular una operación estresante, que seguro tendrán a lo largo de su carrera profesional.

Una de las pruebas obligatorias que estos cirujanos deben pasar, antes de obtener la carrera en la División de Formación Médica del Hospital de Kurashiki, es hacer una grulla de origami de medio centímetro. Para ello son cronometrados, teniendo un máximo de 15 minutos. Lo hacen usando sus manos y algunos utensilios típicos de un quirófano, como pinzas. Puede parecer una gran pérdida de tiempo, pero lo cierto es que los jóvenes estudiantes practican y entrenan su pulso, al mismo tiempo que aprenden a trabajar bajo presión. Los resultados han sido muy positivos, y cualquier medida es poca para garantizar la salud de sus futuros pacientes.

No son las únicas pruebas a las que se enfrentan estos futuros cirujanos que, sin duda, llegarán al quirófano con una más que demostrada precisión y perseverancia. Los futuros doctores deben superar otras pruebas similares, siempre trabajando con un tiempo objetivo y en “objetos” pequeños que les compliquen un poco las cosas. Por ejemplo y como vemos en el vídeo, deben volver a ensamblar un insecto que ha sido despiezado, en otros 15 minutos.

Por último, y como no podría ser de otra manera, la tercera prueba está relacionada con la gastronomía nipona, con el sushi. Usando los utensilios típicos de cualquier quirófano, deben realizar sushi con un grano de arroz. Cogen el grano cocido, le ponen una tira de pescado crudo cortada al tamaño correcto en la parte superior y, lo más complicado, lo enrollan en un trozo de alga milimétrica.

Comentarios

También te recomendamos

Formulario de registro