Atresmedia XMás sites

No Slo Manga

Leyendo:

¿Sabes por qué curioso motivo los japoneses comen pollo frito en Navidad?

21/12/16 | +Asia

Obviamente la Navidad se vive en Asia de forma extremadamente diferente a como se vive en Europa, aunque es cierto que en los últimos años las dos formas de celebrarla se han acercado de forma notoria. Sí, lo habéis adivinado, cada vez la Navidad es una fiesta más laica y más comercial, en donde la tradición es menos importante. Sin embargo, como sabéis, la Navidad tiene origen cristiano, de hecho es una de las festividades más importantes del cristianismo, así que nuestras costumbres son muy diferentes a las de los principales países de Asia.

En España, generalmente, nos juntamos con la familia, en grandes cenas navideñas. Solemos hacer regalos entre los miembros de la familia y, por supuesto, disfrutamos de un día festivo. En Asia, dependiendo del país, comparten algunas de nuestras costumbres, aunque eso sí, un tanto diferentes.

Japón: pollo frito y celebración en pareja

Dado que el cristianismo es una religión prácticamente inexistente en el país, estamos ante una celebración totalmente laica, basada únicamente en el consumismo. Son fechas en las que los japoneses disfrutan de la decoración navideña y las luces de navidad, en donde se hacen regalos, generalmente entre los amigos, y son sólo pequeños detalles -son conocidos como oseibo-. Se hacen fiestas en los días próximos a la Navidad, en donde es tradicional un pastel hecho con bizcocho, recubierto de crema o nata, y adornado con fresas.

Pollo frito - Arnold Gatilao/Flickr
Pollo frito – Arnold Gatilao/Flickr

Se suele pasar con la familia pero, al contrario de lo que hacemos en España, no se juntan los padres, los abuelos, los tíos y los primos del pueblo que nunca ves. En Japón lo más común es celebrar la Navidad sólo con tu pareja; de hecho, son muchas las parejas que aprovechan para pasar unos días fuera de su ciudad o de su país, en una escapada romántica. Desde los años 80, y después de una exitosa campaña publicitaria de KFC, en Navidad se ha convertido en una costumbre comer pollo frito. Sí, increíble, pero lo cierto es que se ha hecho tan popular esta costumbre que, los restaurantes de pollo frito aceptan reservas con meses de antelación para garantizar pollo en la Navidad.

La Navidad, por tanto, en Japón no suele ser demasiado especial y tiene mucho menos peso que en España, especialmente por ser fechas cercanas al fin de año, algo mucho más importante en la tradición nipona. A parte de contemplar los espectáculos de luces, comer pollo frito y celebrarlo con la pareja, es un día de lo más normal.

Curiosidades:

– En algunas zonas de Japón comienzan a verse decoraciones de Navidad al pasar Halloween, siendo uno de los primeros países en colocar adornos. El mismo día 25 la decoración se quita, y se reemplaza por la de fin de año.
– Muchos japoneses encuentran pareja unos días antes de Navidad y rompen unos días después, sólo para pasar las fiestas juntos.
– Japón tiene su propio Papá Noel, Hoteiosho, una adaptación con forma de buda Hotei.
Nagasaki es una especie de burbuja dentro de Japón. Allí la Navidad se celebra de forma más parecida a la nuestra, debido a que existe una gran comunidad cristiana.

China: manzanas, luces y trabajo

Nuevamente estamos ante una celebración más comercial que religiosa y, al no ser oficial en prácticamente todo el país, los pocos cristianos -entorno al 1%- de China la celebran de forma no oficial y en privado, al menos al margen del resto de la sociedad. Por tanto, hay escuela, la gente va a trabajar y, por supuesto, no se trata de un día festivo. La decoración navideña se ha convertido en una gran tradición en China y, aunque no son cristianos, muchos celebran estas fiestas. Están muy interesados en esta festividad occidental, así que han adoptado muchas costumbres, por ejemplo la de poner calcetines en las chimeneas.

Manzana

En diciembre los núcleos urbanos y los principales centros comerciales se decoran con luces y objetos típicos de la Navidad, aunque la mayoría de la “fiesta” se centra en un periodo de rebajas y de ofertas comerciales, y prácticamente no hay ninguna celebración familiar. El motivo es simple, para ellos es una fiesta menor; lo que sí celebran a lo grande es el Año Nuevo Chino, que se festeja en enero o febrero, dependiendo del año y del calendario lunisolar.

La celebración es totalmente diferente en las regiones administrativas especiales de Hong Kong y Macao. Estas colonias de países occidentales celebran la Navidad de forma parecida a Occidente; incluso en Hong Kong se colocan árboles de Navidad en centros comerciales y viviendas. Hay regalos, especialmente a los pequeños de la familia, y los jóvenes suelen salir de fiesta al karaoke o a restaurantes.

Curiosidades:

– En China se regalan manzanas en Nochebuena, ya que la pronunciación de esta fruta (píngguǒ) es similar a Nochebuena (píng’ān yè).
– La manzana simboliza la buena suerte, así que si te la regalan te están deseando un próspero año. Son un regalo bastante caro, para tratarse de una simple manzana.
– En Hong Kong y Macao es día de fiesta oficial, y muchos jefes de empresas dan vacaciones a sus empleados, principalmente extranjeros.
– China también tiene su propio Santa Claus, se llama Dun Che Lao Ren
– Os lo creáis o no, las pizzerías triunfan en la Navidad china, pues consideran que es una forma de acercarse a Occidente.

Corea: la celebración más parecida a la nuestra

Hay muy poco que decir de Corea en cuanto a la Navidad, ya que realmente son muy parecidos a nosotros. Es el único país asiático oriental que celebra la Navidad como una fiesta oficial y festivo nacional. ¿A qué se debe que Corea sí celebre la Navidad, al contrario que sus vecinos? En Corea del Sur casi la mitad de la población no tiene una preferencia religiosa, sin embargo, un 29% de la población es cristiana y un 22% de la población es budista. Por tanto, aunque no hay ninguna religión de estado, la mayoría son cristianos, y la Navidad se celebra de la misma forma a como lo hacemos aquí.

Navidad - Thad Zajdowicz/Flickr
Navidad – Thad Zajdowicz/Flickr

Es habitual que las familias se junten para celebrarla con una comida, en donde por supuesto hay adornos, fuegos artificiales e, incluso, regalos entre la familia. La decoración y la celebración es, quizás, más del estilo norteamericano -más de película-. Por supuesto, la fecha es aprovechada por las tiendas y los centros comerciales con gran cantidad de ofertas. Se organizan muchas fiestas y eventos en las ciudades, en donde la iluminación es abrumadora, celebrándose gran cantidad de muestras de luz en diversas ciudades. El karaoke es también una opción muy elegida por los jóvenes.

Curiosidades:

– Aunque los cristianos lo celebran en familia, el resto de coreanos suelen centrarse en su pareja. Las reservas de hoteles y moteles, de hecho, crecen de forma importante durante la navidad.
– Las parejas colocan estrellas de papel en  árboles o vallas de la calle.
– El Papá Noel coreano se llama Santa Harabeoji, y es un personaje tradicional, aunque se empieza a reemplaza por la versión occidental.

Comentarios

También te recomendamos

Formulario de registro