Atresmedia XMás sites

No Slo Manga

Leyendo:

Oler mal, la nueva forma de acoso laboral

17/11/16 | +Asia

El acoso laboral es un problema muy serio en muchos países, incluso en los más desarrollados del mundo, siendo ahora un tema mucho más perseguido por la justicia y los medios, sabiendo que los derechos de los trabajadores han mejorado en los últimos años -pese a que algunas veces nos sorprendemos leyendo noticias de empresas que, por ejemplo, obligan a comer gusanos a sus trabajadores-. El acoso laboral puede aparecer en muchas y diversas formas, desde jefes que menosprecian a sus empleados, hasta compañeros de faena que no tienen respeto por sus iguales.

Sin embargo, probablemente nunca hubiéramos pensado que el mal olor corporal de un compañero o jefe en el trabajo, pudiera ser considerado como una forma de acoso laboral, aunque bien es cierto que en algunos casos extremos puede ser todo un infierno. Las empresas japonesa comienzan a concienciar a sus empleados de que no mantener una mínima higiene personal puede, en muchas ocasiones, ser un tipo de acoso laboral hacia el resto de compañeros y, para ello, están contratando cursos para sus empleados sobre la materia.

Dragon Ball

Y es que en un país como Japón, en el que el turismo es parte esencial de su economía, las empresas dedicadas al sector servicios ya comienzan a prestar mucha atención a estos detalles. La imagen de los trabajadores es la imagen de la empresa y del país, así que una mala impresión de los turistas nacionales e internacionales puede ser un importante golpe para las empresas dedicadas a dicho sector.

Y no hablamos sólo del acoso laboral por el mal olor corporal o el mal aliento, ya que también podría considerarse acoso laboral las personas que causen problemas por oler insistentemente a tabaco o, simplemente, pasarse con el desodorante y el perfume por la mañana. Es importante, por lo que parece, no intoxicar al prójimo con productos químicos. Sí, es probablemente que a estas alturas estés tan sorprendido como nosotros al descubrir que el mal olor personal puede resultar una forma de acoso.

Seminarios para concienciar a los trabajadores

Teniendo en cuenta este problema, y que cada vez es más preocupante para los directivos de las empresas, el mayor fabricante japonés de productos para la higiene personal ha decidido impartir seminarios para concienciar a la personas, que ofrece a las empresas para que ninguno de sus empleados puedan causar problemas a la entidad.

Ventilador axilas

Mandom Corp. organiza charlas para decenas de empleados, y algunas importantes empresas ya han aceptado los servicios, según informan medios locales. Las charlas explican toda la normativa y la problemática del mal olor, los problemas que puede causar, e indica a los empleados y empleadas cómo evitarlo. Entre otros aspectos, se enseña la importancia de los desodorantes, y cómo aplicarlo correctamente para que resulten efectivos. Aunque no se trata de una “norma establecida”, generalmente los focos de las críticas se centran en los trabajadores de mediana edad varones, especialmente los fumadores.

No es extraño, de hecho, que las empresas niponas que reciben quejas de los clientes, a causa de la higiene personal, elaboren listas o normativas controlando estos aspectos de sus empleados. Las normas incluyen lavarse los dientes después de la pausa para comer, no comer alimentos con olores fuertes, o incluso no usar perfumes, sino desodorantes.

Según parece, este problema se está acentuando en las últimas décadas debido al aumento de la mujer en muchos puestos de trabajo, siendo más sensibles al olor corporal de sus compañeros de trabajo masculinos. La concienciación de este problema ha supuesto un auténtico fenómeno en la venta de productos para evitar los malos olores en el trabajo, desde ropa ligera hasta productos que esparcen buenos olores.

Encuentra más noticias de:

Formulario de registro