Atresmedia XMás sites

No Slo Manga

Leyendo:

Nunca visites Asia con la Bandera del Sol Naciente a la vista

14/08/17 | +Asia

Como sabéis, el último conflicto militar a gran escala, la Segunda Guerra Mundial, se desarrolló entre 1939 a 1945. En ella los Aliados, entre los que se encontraban países como Francia, Polonia, Reino Unido, China o la Unión Soviética; luchaban contra las Potencias del Eje, formada por Alemania, el Imperio de Japón y el Reino de Italia. De este conflicto quedan para el recuerdo, por desgracia, miles y miles de víctimas de muchas nacionalidades, el lanzamiento de las dos únicas bombas nucleares utilizadas en combate o las decenas de campos de concentración nazis.

Pero si algo hemos aprendido las nuevas generaciones sobre el conflicto y de la potencia principal del Eje, la Alemania Nazi, es a saber distinguir su seña de identidad, la esvástica. Aunque es un símbolo que asociamos con el nazismo, la verdad es que tienes miles de años. Tiene decenas de significados según la cultura, la religión, o el país en que nos encontremos. Sin embargo, desde la Segunda Guerra Mundial el símbolo se utiliza para representar al nazismo y todo lo que ello representa.

WWII

Si hablamos en términos generales, la Bandera del Sol Naciente era para Japón (otro de los países del Eje) lo que para la Alemania Nazi su bandera con la esvástica. Este símbolo no lo asociamos en occidente con el conflicto o las connotaciones negativas con las que definimos la esvástica, aunque en Asia es prácticamente lo mismo. ¿Cuál es la Bandera del Sol Naciente? Seguro que no te sonará por su nombre, pero las has visto en muchas ocasiones. Se trata de una bandera blanca con un sol rojo en su interior. Sin embargo, y a diferencia de la bandera actual de Japón, del sol salen 16 rayos rojos.

Utilizarla es un error, ya que aunque ignoramos su significado, llevarla en ciertos países asiáticos es como llevar en nuestro país una esvástica. La bandera es considerada una gran ofensa en países que fueron víctimas de la agresión de Japón antes y durante la Segunda Guerra Mundial; sobre todo en China y Corea. Japón comenzó a utilizar dicha bandera en 1889.

Bandera del Sol Naciente

Cuando Japón fue derrotado en agosto de 1945 el Ejército y la Armada Imperial fueron disueltos, esto causó que la bandera cayera en desuso. Sin embargo, con la creación de las denominadas Fuerzas de Autodefensa actuales, la bandera fue readoptada. La bandera con 16 rayos es hoy la insignia de la Fuerza Marítima de Autodefensa, aunque el sol se encuentra ligeramente a la izquierda, mientras que la Fuerza Terrestre usa una versión de 8 rayos. En la actualidad, en países como China o Corea, la armada japonesa no es bien recibida, ya que portan estas banderas en sus mástiles.

Al ser el símbolo militar imperialista japonés, se han cometido muchas atrocidades bajo ese estandarte. Entre las más conocidas está la invasión japonesa de China y Corea del Sur. Además, el gobierno nipón de la época, debido a que sus soldados luchaban en el frente pero seguía necesitando mano de obra para realizar sus armas y extraer materiales, reclutó trabajadores forzosos de dichos países. El gobierno también atrajo a mujeres jóvenes con la promesa de darles trabajos, aunque realmente las convirtieron en esclavas sexuales.

Monte Fuji

Otro de los grandes conflictos que representan esta bandera en la Masacre de Nankín. Conocida también como la Violación de Nankín, se refiere a los crímenes cometidos por el Ejército Imperial Japonés en Nankín (China), y sus alrededores, tras la caída de la capital de la República China frente a las tropas japonesas el 13 de diciembre de 1937. Entre los crímenes de guerra cometidos se encuentran el pillaje, la violación, y la matanza de civiles y prisioneros de guerra. El número de personas civiles que se calculan que murieron según China fue de 300.000.

Imagen inicial: Tropas de la fuerza marina de autodefensa / Wikimedia – James E. Foehl.

Tal vez te interese:
– Chiune Sugihara: el Oskar Schindler japonés que salvó a 6.000 judíos
– ¿Se puede vivir 256 años? Li Ching-Yuen, el inmortal chino
– El monstruo de 21 caras: la historia del asesino de los bombones envenenados

Comentarios

También te recomendamos

Formulario de registro