Atresmedia XMás sites

No Slo Manga

Leyendo:

Los besos y el sexo ayudan a reducir las reacciones alérgicas

30/08/16 | +Asia

Seguramente nunca te has parado a pensar que tus problemas respiratorios producidos por las reacciones alérgicas tendrán tan fácil y gratificante solución. Pero así lo ha confirmado un estudio japonés, que además ha sido premiado con el Premio Ig Nobel; el cual se encarga de homenajear aquellas investigaciones un tanto “locas” y de buen humor.

Este galardón es una parodia de los prestigiosos Premios Nobel, que se entregan cada año en el mes de octubre a los estudios científicos que primero hacen reír y disfrutar a la gente, pero que también les hacen pensar. Están organizados por la revista Annals of Improbable Research, y son presentados por un grupo que incluye auténticos Premios Nobel. Se entregan en una ceremonia en la Universidad de Harvard.

Besos

El doctor Hajime Kimata, de la clínica Neyagawa Allergy, situada en la prefectura de Osaka, fue galardonado con el Premio Ig Nobel de Medicina hace algunos años. Sin embargo, muchos piensan que sólo se investigan temas curiosos y de poca utilidad, como el estudio del Kiyoshi Mabuchi, que recibió el Premio Ig Nobel de Física por determinar exactamente cómo de resbaladiza es una piel de plátano en el suelo. Pero los descubrimientos del Dr. Hajime, en realidad, son muy interesantes, a la par que dulces, ya que besar puede reducir las reacciones alérgicas de una persona.

El estudio fue realizado en 2003 por el Dr. Kimata, que examinó a un grupo de 60 sujetos que padecían de la fiebre del heno o eccemas alérgicos; así como un grupo de 30 personas que no padecían problemas alérgicos de ningún tipo. Todos estos sujetos afirmaban que no besaban de forma regular. El Dr. Kimata instruyó a las personas y los condujo a una sala privada, donde fueron durante 30 minutos con sus respectivas parejas.

Besos

El resultado fue, cuanto menos, interesante, pues las personas alérgicas mostraron una disminución de las reacciones alérgicas cutáneas a los ácaros de polvo y al polen de cedro japonés después de su sesión de besos. También hubo una disminución de ciertas neurotrofinas y proteínas que se encuentran en el plasma sanguíneo. Por otro lado, no se observó ningún cambio en estas proteínas en los sujetos que no sufrían de alergias tras sus sesiones de besos.

En 2004 el Dr. Hajime llevó la investigación al siguiente nivel, y probó los efectos que el sexo tenía sobre las erupciones cutáneas alérgicas. Los resultados fueron similares a los que había obtenido con las pruebas del beso, ya que las relaciones sexuales redujeron significativamente las ronchas de la piel inducidas por el polen de cedro o los ácaros de polvo.

Besos

Finalmente, en 2006, el Dr. Kimata observó que los besos también provocaban una reducción en la producción de la inmunoglobulina E, que se asocia con todos los tipos de alergias o asma. El Premio Ig Nobel de Medicina fue compartido con un equipo de Eslovaquia, quien aseguró que se puede extraer el ADN de un hombre, de la saliva de la mujer, hasta una hora después de haberse besado.

Formulario de registro