Atresmedia XMás sites

No Slo Manga

Leyendo:

"Lo primero que debe hacerse para gobernar, es Rectificar los Nombres"

11/05/16 | +Asia

Esta sentencia resume un pensamiento que tiene más de 2.000 años, el gran proyecto del filósofo chino Confucio y que continuó uno de sus seguidores el Maestro Xun en su Rectificar de los Nombres. Ahora un traductor español, Nuño Valenzuela, nos acerca a pensadores chinos como el filósofo GongSunLong (公孫龍), el Maestro Xun (荀子 《正名》) y el filósofo HuiShi (惠施) con la traducción de sus obras del chino clásico al español.

Cuando pensamos en filosofía y en grandes pensadores de la antigüedad siempre nos vienen a la cabeza nombres como Sócrates, Platón o Aristóteles. Cuando pensamos en Asia, quizá a la mayoría se nos viene a la mente uno de sus pensadores más conocidos, el filósofo chino Confucio. China, con una a veces desconocida cultura milenaria ha tenido grandes filósofos que para la gran mayoría de los occidentales son totalmente extraños. Nuño Valenzuela, traductor de chino clásico nos muestra el pensamiento de tres grandes filósofos chinos que vivieron entre el 350 y el 230 antes de Cristo. Hablamos de los filósofos GongSunLong (公孫龍), HuiShi (惠施) y el Maestro Xun (荀子 《正名》)

Sus textos y mensajes se remontan a hace más de 2.000 años y durante varios siglos los investigadores han tratado de transmitir y traducir adecuadamente sus significados. Son escritos lógicos de la Antigua China sobresalientes y profundos que fuerzan al interlocutor a comprender el sentido lógico metafórico como el de ‘el caballo blanco’ de GongSunLong.

GongSunLong, filósofo chino que vivió entre el 325-250 a.C sentenciaba en su ‘Tratado Primero’ que “Un caballo blanco, no es un caballo” según la traducción de Nuño Valenzuela, lo que este filósofo trataba de explicar era lo siguiente: “Así, ‘Un caballo blanco no es un caballo’ dice que lo blanco apunta al Nombre del color. Dice que el caballo apunta al Nombre de la Forma. El color no es Forma, la Forma no es color. […] Si pedimos un caballo blanco en un establo y no hay (tenemos) ninguno pero hay (tenemos) un caballo de color negro, no podemos responder que hay (tenemos) un caballo blanco. Si no podemos responder que tenemos un caballo blanco, entonces el caballo que buscamos no está. Al no estar, entonces el caballo blanco al fin y al cabo no es caballo.”

Otro de los pensadores chinos que nos acerca Nuño Valenzuela es el filósofo HuiShi vivió entre el 350 al 260 a.C y en su obra ‘Zhuang Zi Tian Xia‘ podemos encontrar los ’10 puntos de HuiShi’, sentencias paradójicas tan curiosas y célebres como: “Las Cosas al mismo tiempo están muertas y vivas“, ” Cielo y Tierra son igualmente bajos” o “Monte y laguna son igualmente llanos.

Volviendo nuevamente con el Maestro Xun, como señalábamos al principio, otro de los trabajos de este traductor español es el capítulo 22 de ‘Zheng Ming’ conocido como ‘El Rectificar de los Nombres‘ del Maestro Xun Kuang.

El Maestro Xun vivió durante los años  312–230 a. C. seguidor del pensamiento de Confucio. El problema que preocupaba al Maestro Xun fue saber cómo practicar el correcto uso de los Nombres. En este texto encontramos pensamientos tales como: “Estos Nombres Comunes que hay en el Hombre:  aquello que es como es y su propia razón desde el nacimiento es llamado ‘Naturaleza del hombre’.  Aquello que es armonioso desde el nacimiento, el Espíritu que corresponde con los sentidos sin esfuerzo y espontáneamente, es llamado ‘Naturaleza’. Lo que agrada, y lo que desagrada, alegrías, enfados, de la naturaleza. Cuando las Emociones surgen y la Mente hace una elección de entre ellas, esto es llamado ‘Pensamiento’.

Valenzuela, comenta que para lograr estas traducciones prosigue el trabajo de un gran número de investigadores utilizando como base sus comentarios y ampliándolos con sus razonamientos, memorandos, manuales de gramática y otras traducciones en idiomas como el inglés o el francés. Además señala el reto que ha sido para él: “Para un Filósofo Chino los tratados que he traducido a lengua española ciertamente constituyen un desafió. Para un filósofo occidental especializado en Lógica, y que conoce el Chino Clásico, le resulta tan divergente que alcanza lo fascinante e imposible.

Normalmente cuando se traduce un documento siempre hay cierta interpretación por parte del traductor de éste. “Se sabe que dentro de la Traducción habita una nueva Traducción” sentencia. No obstante, ha señalado que ha tratado de realizar una traducción totalmente literalista, es decir, sin tratar de dar una interpretación a lo que se estaba traduciendo, sino siendo lo más fiel posible al texto ya que es importante seguir un orden epistemológico para que la lectura sea correcta. “Una de las particularidades del chino clásico, es la inexorabilidad (intencional) en el orden de los caracteres“. Esto es realmente importante, ya que el cambio de orden en uno de estos caracteres puede cambiar el significado de la palabra que se está diciendo.

Una vez explicado sus minuciosos métodos de trabajo, Nuño Valenzuela nos acerca a la vida de estos pensadores orientales a través de la traducción de algunos de sus textos donde nos muestra como en la Antigua China pensaban profundamente sobre la naturaleza de los nombres, las cosas y el lenguaje.

A continuación os dejamos para que escuchéis el resto de traducciones de Nuño Valenzuela sobre los textos de los filósofos chinos de GongSunLong.

Escuchar la traducción del Maestro GongSunlong. 公孫龍

Comentarios

También te recomendamos

Formulario de registro