Atresmedia XMás sites

No Slo Manga

Leyendo:

El día en que casi un millar de personas fueron devoradas por cocodrilos

18/11/16 | +Asia

No es habitual ver grandes catástrofes protagonizadas por animales, ya que generalmente las grandes catástrofes y matanzas las provocamos los seres humanos. Sin embargo, en ocasiones la naturaleza es salvaje y agresiva, incluso para nosotros, y puede cebarse de forma bastante cruel y dura. Este es el caso de la conocida como mayor matanza registrada por animales de la historia, que incluso estuvo incluida por un tiempo en el Libro Guinness.

Han pasado más de 70 años del suceso, pero aun sigue sorprendiendo y atemorizando. Sólo durante un día casi un millar de personas fueron devoradas por cocodrilos. ¿Cuál fue ese día? ¿Qué ocurrió y cómo fue posible esta tragedia? Sin duda estos hechos fueron posibles debido al contexto histórico que el mundo estaba viviendo, la Segunda Guerra Mundial, y estuvo protagonizado por personas que no podían escapar del lugar. La muerte era segura para ellos, ya fuera a manos de un cocodrilo o a manos de los enemigos.

Todo ocurrió el 19 de febrero de 1945, en la isla Ramree, en Birmania. Casi 1000 soldados del ejército nipón que ocupaban esta isla tuvieron una cruda batalla, no con los enemigos aliados, especialmente los británicos y americanos, sino con la propia naturaleza. Desde 1942 la isla de este país soberano del sudeste asiático fue lugar de enfrentamiento habitual de varios ejércitos del panorama político mundial.

Cocodrilo - Everglades NPS/Flickr
Cocodrilo – Everglades NPS/Flickr

En el 42 el ejército nipón logró tomar el control, y estuvo bajo su mandato durante muchos años. Se trataba de un punto estratégico importante dentro de la contienda en Asia, así que Japón luchaba fieramente por defender esta posición y los aliados intentaban avanzar atacando esta isla. Tres años más tarde, en el mes de febrero de 1945, los aliados decidieron lanzaron un ataque para recuperarla.

Varias unidades de los ejércitos aliados, especialmente soldados británicos desplegados en la zona, lograron en la noche del 19 de febrero provocar la huida de las tropas niponas hacia el interior de la isla tropical. Por fin este importante enclave iba a ser conquistado, pero todos conocemos la fiereza de los soldados nipones durante esta guerra. De hecho, algunos siguieron peleando en los bosques incluso décadas después de la rendición del Imperio de Japón en la WWII, como ya hemos visto en NoSoloManga.

Era bastante habitual que, tras perder una posición importante, los supervivientes japoneses se escondieran en los frondosos bosques tropicales de estos países para seguir luchando en la típica batalla de guerrillas. Sin embargo, en esta ocasión los soldados nipones no pudieron cumplir el objetivo de ocultarse en los bosques y emboscar a los enemigos, causando así varias bajas de los aliados antes de perecer -tenían la orden de no rendirse bajo ninguna circunstancia, algo que cumplían-.

La zona de manglares alejada de la costa que tuvieron que ocupar debido al avance de los británicos en la isla, estaba habitada por centenares de cocodrilos de agua salada. Si un cocodrilo ya puede dar mucho miedo, resulta que los de esta especie en concreto son los de mayor tamaño del mundo… de hecho es el mayor reptil del planeta. Pueden llegar a medir más de 7 metros y pesar entre 900 y 1500 kg. Estos grandes depredadores vieron en los centenares de militares nipones que huían del avance aliado, una buena remesa de comida para los próximos meses.

Cocodrilo - Piviso/Flickr
Cocodrilo – Piviso/Flickr

Lamentablemente para las unidades japonesas, no dudaron en cazar a todos los militares que podían, especialmente a los que ya estaban heridos o enfermos debido a la contienda, almacenándolos en el fondo de los manglares como suele ser habitual en estos animales. Supervivientes del fatídico día recordaban, muchos años después, los gritos de los enemigos siendo atacados por los cocodrilos. Había entre 900 y 1000 hombres del ejército nipón en la isla en el momento de emprender la huida al bosque/manglar, pero los aliados sólo pudieron capturar una veintena. El resto habían desaparecido devorados por los cocodrilos.

Esto, al menos, según algunos miembros del ejército británico, y en concreto el naturalista Bruce Stanley Wright, quien fue el más firme defensor de este suceso histórico. Habitantes de la zona desmintieron la historia, al menos las grandes cifras, dadas por este británico. ¿Quizás pudo ser una historia para provocar temor en el enemigo? ¿Los habitantes negaron esta historia para no hacer de Ramree una isla maldita?

Formulario de registro