Atresmedia XMás sites

No Slo Manga

Leyendo:

Destroza una lavandería tras estropearse su chaqueta favorita

5/01/17 | +Asia

En una sociedad tan consumista como en la que vivimos, especialmente en países desarrollados, en ocasiones tenemos demasiado apego por aquello material que, realmente, no es importante en nuestras vidas. Porque podemos vivir perfectamente sin coche, pero nos tiramos de los pelos si nos rayan la pintura al aparcar; o podemos vivir perfectamente sin llevar ropa de marca, pero siempre que podemos visitamos las principales tiendas conocidas internacionalmente. En esta ocasión tenemos que hablar de ropa, y además por partida doble.

Mientras que algunas chaquetas provocan indemnizaciones millonarias por defectos de fabricación -ocurrió recientemente en Japón-, otras chaquetas provocan que una persona se vuelva loca y destroce todo un negocio; esto es lo que ha ocurrido recientemente en China, en donde lo sucedido ha sido compartido y amplificado de forma importante en redes sociales del país como Weibo. Pero, ¿cómo es posible que una chaqueta provoque una acción criminal semejante?

Realmente fue la chaqueta y un apego incomprensible de su dueño. Los hechos ocurrieron en la ciudad china de Deyang, situada en la provincia de Sichuan. Un hombre enfadado decidió llamar a sus amigos de pandilla y destrozar un local. Se trataba, como habréis podido adivinar, de un cliente descontento, que había sido mal atendido en una lavandería del país. Este hombre había llevado hace poco una chaqueta de la marca francesa Louis Vuitton a la lavandería.

Lavandería china - YouTube/One News
Lavandería china – YouTube/One News

No se trata de una marca desconocida, ni tampoco de una marca barata, así que cuando la lavandería destrozó la chaqueta de punto, decidió tomarse la justicia por su mano… no es la primera vez que vemos esto en el país. El incidente fue capturado por un sistema de cámaras de seguridad colocado en el establecimiento, ocurriendo el pasado 26 de diciembre. Por suerte, el jefe de estos “matones” se entregó a las autoridades el pasado 27 de diciembre -un día más tarde-, y sus cuatro cómplices fueron arrestados poco después.

En el vídeo puede verse como los cinco delincuentes, o presuntos delincuentes, se bajaron de un coche negro y se dirigieron hacia el establecimiento. Lo primero que hacen es destrozar la cristalera del local. A continuación entran en la tienda, que no es demasiado amplia, y con una especie de bates destrozan el mostrador y tiran algunas prendas de ropa cercanas. Cuando terminan, en pocos segundos, salen corriendo de la lavandería hacia la calle. Los empleados, por suerte, vieron cómo estos hombres armados se dirigían al local, así que tuvieron tiempo de esconderse en el interior.

Todos ellos llevaban máscaras que protegían su identidad mientras destrozaban la tienda, así que no sería fácil identificarlos. Sin embargo, los dependientes recordaron que previamente habían tenido una disputa con un cliente llamado Yang. El hombre aseguraba que le habían destrozado la chaqueta y pedía una compensación, pero la lavandería rechazó su petición. Los responsables del establecimiento informaron a la policía inmediatamente.

Los medios no identificaron la chaqueta ni el precio de la misma, aunque podemos adivinar que no se trataba de una prenda barata. La investigación aún está en curso, así que muchos detalles siguen siendo un secreto para la prensa.

Comentarios

También te recomendamos

Formulario de registro